Tus rizos al viento.

14:23

Yo aquí... yo aquí... Yo aquí, como todas las noches, respirando por inercia, escuchando las cigarras cantar afuera sus atorrantes notas, mientras el silencio le hace eco a sus quejas, pensando... pensando... pensando... ¡Qué ya no quiero pensar más!, todo se torna confuso, la melancolía taladra mis recuerdos y ese maldito nudo en la garganta, ese nudo que impide que el aire pesado como el concreto entre a mis pulmones. 
El calor se empieza a sentir, aunque la temperatura oscile entre los 20 y 21 grados, el aire sigue sin entrar libremente a mis pulmones, el corazón se acelera, una gota recorre mi rostro, hace calor, las pupilas se dilatan y... ese maldito nudo en la garganta, cierro mis ojos, intento calmarme, las cigarras dejan de cantar, siento el corazón en la cabeza, aprieto mis ojos cerrados... te veo... te veo... te veo en blanco y negro, ahí parado sonriendo, con los rizos al viento, mis manos se empiezan a enfriar, no dices nada, sigo sintiendo el corazón en la cabeza, te veo, ¡es un recuerdo!, pero no cualquier recuerdo, es el recuerdo de un sueño, la playa en invierno, tus rizos al viento, la sonrisa incandescente del sol en blanco y negro, tus rizos al viento. Llueve, llueve mucho, la ventana se cierra, siento el corazón en la garganta, el sol blanco, el eco del silencio, aprieto la mandíbula, te veo de espaldas con tus rizos al viento, la playa... ¡NO! estamos en el parque... el parque de la esquina, el corazón en su sitio, el tiempo se detiene, alguien se acerca, shhh eco ¡shhh!, el corazón ya no se siente, tus rizos... tus rizos ya no están al viento, relajo la boca, suelto mis manos, olvido el recuerdo, abro los ojos, la sensación de vacío inminente me agobia, el sonido de la lluvia chocando con el techo, hace frío, cierro los ojos... no te veo, y yo aquí... YO, AQUÍ... simplemente aquí.

0 comentarios